Un ejemplo de variabilidad.


Con la Vito Confort puede viajar con pasajeros y estos sentirán su comodidad, puede estar seguro de que la Vito Confort es una opción ideal. Gracias a la concepción flexible del interior.


Espacio para un máximo de ocho personas (en función de la configuración de los asientos). Capacidad de carga hasta1550 kg (sin asientos en el habitáculo).



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Abierta a los desafíos.


Gracias a la posibilidades de la Vito Confort es muy fácil adaptarla exactamente a las exigencias de cualquier campo de aplicación.


Una puerta corrediza lateral amplia, permite subr a los pasajeros de una manera muy cómoda y accesible. La Vito viene de serie con un portón trasero cuyo ángulo de apertura es de aprox. 90°.


Naturalmente, también se ha pensado en los ocupantes a la hora de diseñar estas puertas: gracias a los accesos de baja altura y a la función de acceso fácil del asiento junto a la puerta corrediza, no supone ninguna dificultad subir a la Van.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Un concepto de asientos muy versátil.


El sistema variable de asientos de la nueva Vito Confort no sólo alegrará a quienes tienen que conducir durante muchas horas. Los asientos delanteros disponen de muchos puntos de ajuste.


Para la plaza del acompañante se puede elegir entre un asiento individual y un asiento doble opcional. En la Vito Confort pueden viajar, aparte del conductor, hasta ocho personas en filas de asientos estándar o de confort. Estas últimas pueden abatirse para ahorrar espacio y para utilizar el respaldo a modo de mesita.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

La carretera y su vehículo: un equipo perfecto.


La gama de la Vito incluye propulsores potentes, con un motor a Diesel de 150 Hp y tracción trasera de serie: el resultado es un dinamismo y una agilidad extraordinarios, para que pueda disfrutar de su trabajo al volante.


-Un potente motor a Diesel CDI de 4 cilindros

-Cambio manual de 6 velocidades [1]

-Tracción trasera


[1] De serie para los motores CDI de 4 cilindros.
La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Motores perfectos para una conducción dinámica.


¿Placer de conducción? ¿En una van? Convénzase por sí mismo.

Al elegir la Vito opta por motores acreditados en los turismos de Mercedes-Benz, con una tecnología inédita en este segmento.


Motores CDI. Diesel de nuevas dimensiones.


Una impresionante curva de par y la utilización sistemática de técnica avanzada son garantía de un dinamismo extraordinario.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Reservas casi ilimitadas de potencia.


Cambiar, o dejar que cambie el procesador: en la Vito, esta alternativa es realmente cuestión de gustos. Ambas cajas de cambio armonizan perfectamente con los motores correspondientes. Esta armonía se traduce en una mayor agilidad y elasticidad de la unidad de propulsión, con importantes reservas de potencia.


Siempre son una buena decisión.

En los modelos con motor de 4 cilindros CDI y tracción trasera se incorpora de serie un cambio manual de 6 velocidades y como opcional, se ofrece la transmisión automática.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Tracción trasera. Alta propulsión y gran capacidad ascensional.


Sea cual sea su trabajo y el uso que quiera dar a la van: la competencia no perdona. La Vito le ayuda a dar la talla y superar cualquier obstáculo gracias a su tracción trasera de serie. Este principio garantiza una mejor tracción con independencia de la carga, e incluso al circular con remolque.


Además, la tracción trasera aumenta la capacidad ascensional de la van y permite repartir homogéneamente el peso sobre los dos ejes, a partes iguales. Gracias al diámetro de giro de 12,50 m, las maniobras resultan muy confortables.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Arranque fácil en pendientes difíciles.


La ayuda al arranque (AAS) aumenta el confort al poner en marcha el vehículo. Este dispositivo facilita la conducción en cuestas y pendientes. Tras retirar el pie del pedal del freno, la presión de frenado se mantiene unos 2 segundos, lo que permite al conductor cambiar tranquilamente el pie del freno al acelerador sin que el vehículo empiece a rodar. Una vez que el sistema ha detectado que el conductor desea iniciar la marcha se suprime inmediatamente la presión de frenado. Con este dispositivo, las pendientes dejan de ser una dificultad para la Vito.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

El modo más rentable de transportar.


En estos tiempos, en los que prima el factor económico, es indispensable trabajar con costos de explotación bajos. Gracias a los bajos costos de operación y mantenimiento, la nueva Vito también es, en este sentido, absolutamente ejemplar.


-consumo económico de combustible y una depuración moderna de los gases de escape

-ordenador de mantenimiento ASSYST de serie.

-intervalos de mantenimiento largos y costes de mantenimiento bajos.

-carrocería completamente galvanizada para mejorar la protección contra la corrosión.


La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Bien ideado. Mayor rendimiento y menor impacto ambiental.


La Vito convence por su austeridad en el consumo y por el sistema avanzado de depuración de los gases de escape. Con dos catalizadores situados cerca del motor, así como dos catalizadores colocados debajo del piso.


Un concepto cabal de aseguramiento de calidad.


El sistema de diagnóstico de a bordo supervisa todas las señales de entrada y salida de los sensores. En el taller puede conectarse el vehículo al sistema de diagnóstico para consultar los mensajes de avería.

La alta calidad de producción de la Vito se refleja en la garantía de 12 años contra oxidación de lado a lado [1].

Y si, a pesar de todo, algún día quiere vender su Vito, le alegrará conocer el elevado valor de reventa que suelen alcanzar los vehículos de la marca Mercedes-Benz.


[1] Válido en casi todos los países de Europa, según nuestras condiciones. La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

"Hasta dentro de 30.000 km, dentro de un año o lo que indique el ASSYST."


Los reducidos costos de mantenimiento son sólo uno de los numerosos motivos que hacen que la Vito resulte siempre una buena inversión.


Intervalos de cambio de aceite en función del uso del vehículo.


La nueva Vito dispone de serie del ordenador multifuncional de mantenimiento ASSYST, que adapta de forma flexible los intervalos de cambio de aceite al uso real del vehículo. El sistema ASSYST mide el nivel dinámico de aceite durante la marcha y calcula la cantidad que hay que reponer, así como la siguiente fecha de inspección. Por término medio, la nueva Vito pasa por el taller cada 30.000 km. En función de los esfuerzos soportados y del estilo de conducción, pueden lograrse intervalos de mantenimiento más largos.


Prepárese para algo fuera de lo común.


El dinamismo externo de la Vito y las dimensiones generosas de su interior se complementan con muchas otras cualidades, como el extraordinario confort de conducción, de circulación y de carga. Trabajar con la Vito es todo un placer.


-Puesto de conducción ergonómico.

-Asientos cómodos y variables.

-Concepto estudiado de compartimentos.

-Confort climático gracias a la potente calefacción y al equipo de aire acondicionado.

-Maniobrabilidad y comportamiento seguro y fiable.


La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Interior. El transporte de una buena sensación.

Está claro que quien conduce con gusto también conduce mejor. A partir de esta premisa, hemos desarrollado la Vito para satisfacer las expectativas más exigentes en cuanto al diseño del habitáculo y al equipamiento.


El puesto de conducción dividido horizontalmente en dos partes convence a primera vista por su acabado de alta calidad y por la disposición lógica y ergonómica de los mandos y los instrumentos.


Un detalle especialmente práctico: la función de acceso fácil del asiento situado junto a la puerta corrediza, que permite entrar y salir del vehículo más cómodamente.


En el habitáculo para los pasajeros se han previsto otros ingeniosos compartimentos, así como bolsas y unidades multifunción extensibles.


El piso de la Vito Confort está equipado con un revestimiento de material sintético de alta calidad y fácil de limpiar.


Climatizado. Técnica avanzada para un elevado confort climático.


A bordo de la Vito, los cambios de temperatura exterior le serán indiferentes en cualquier estación del año. Esta van dispone de una calefacción con ventilador de cinco niveles de serie. En la Vito Pasaje se añade una segunda calefacción para la parte trasera.


Si desea un mayor confort climático puede elegir entre el potente equipo de aire acondicionado TEMPMATIK y el climatizador automático de confort THERMOTRONIC. En función del equipamiento elegido se utilizan canales de ventilación en el techo y en el piso para lograr una temperatura ideal en el interior del habitáculo. Un intercambiador de calor adicional con unidad de mando individual suministra el aire caliente para la parte trasera.


El climatizador automático THERMOTRONIC permite además regular de forma automática la temperatura y el caudal del aire, e incluye un sensor solar y un conmutador para la circulación interior de aire, que cierra las válvulas de aire del exterior si detecta contaminación en el aire. Como equipo opcional puede encargarse también un equipo de aire acondicionado para la parte trasera.


La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.


Conducción segura y placentera.


La Vito le ayuda a reducir el estrés en su trabajo diario. Su comportamiento dinámico, la convincente capacidad de tracción con o sin carga y el elevado confort de la suspensión son sólo algunas de las cualidades de esta van, la solución ideal para cualquier tarea de transporte.


Dócil en cualquier situación.


El concepto de tracción trasera impide que la propulsión influya sobre el volante y las ruedas delanteras. El vehículo reacciona siempre de forma previsible, incluso cargado hasta el límite.


Conducir con agilidad, maniobrar con precisión.

El diámetro de giro sorprendentemente corto –12,50 m– es garantía de agilidad en el tráfico. Y la servodirección de cremallera permite realizar maniobras o aparcamientos con precisión y con el mínimo esfuerzo.


La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Carga sin sobrecarga.


"En un santiamén y sin agobios": así puede describirse la carga y descarga de la Vito. Distintos tipos de puertas, incluidas las puertas corredizas laterales y la puerta trasera le permitirán configurar una Van a la medida de sus expectativas. Los accesos a la Vito son muy cómodos, y es posible usar una carretilla elevadora para introducir la mercancía.


La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Seguridad: cuanto más, mejor.


Con un concepto de seguridad ejemplar en esta categoría de vehículos, la Vito manifiesta ostensiblemente que el ser humano constituye el factor central sobre el que se basa el diseño de una van.


-ADAPTIVE ESP® con ABS, EBV, BAS y ASR

-Luz de freno adaptativa.

-Frenos de disco en todas las ruedas.

-Pretensores de cinturón para el conductor y el acompañante.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Seguridad: cuanto más, mejor.


Con un concepto que establece referencias en este segmento de vehículos, la Vito satisface las más altas exigencias en materia de seguridad activa y pasiva. El equipamiento de serie incluye un eficaz equipo de frenos, así como el programa electrónico de estabilidad ADAPTIVE ESP® con los sistemas de seguridad ABS, ASR, BAS y la distribución electrónica de la fuerza de frenado EBV.


El amplio equipamiento de seguridad se completa como opción con la ayuda al arranque (AAS) para vehículos con cambio manual, el sistema de control de la presión de los neumáticos y un avisador de cinturón no abrochado que aumenta la seguridad pasiva.



ADAPTIVE ESP®. Frenado selectivo en situaciones de peligro.


El trabajo cotidiano no entiende de condiciones meteorológicas. Hojarasca sobre la calzada, placas de hielo, una frenada brusca sobre un piso resbaladizo... El programa electrónico de estabilidad ADAPTIVE ESP® que se incorpora de serie se encarga de que la Vito no pierda tan fácilmente la estabilidad.

El programa electrónico de estabilidad ADAPTIVE ESP® calcula automáticamente la carga real del vehículo. Esta información le permite reaccionar del modo más adecuado en función de las circunstancias. Si, por ejemplo, una rueda gira en vacío o amenaza con perder el contacto con la calzada, los sensores de ADAPTIVE ESP® detectan la situación en milésimas de segundo y el programa determina la respuesta más adecuada.


La función opcional de estabilización de remolques del ESP® aumenta la seguridad al circular con remolque; si se detectan las peligrosas oscilaciones pendulares en el remolque, se frenan de forma precisa las ruedas delanteras del vehículo tractor y se reduce el par motor, con el fin de ayudar al conductor a estabilizar el conjunto. Si es necesario repetir la intervención a intervalos cortos, aumenta la intensidad de las intervenciones de los frenos, con lo que disminuye claramente la velocidad.


ABS. Sin bloqueo en los frenos.


Sea cual sea la carga que transporta: en situaciones críticas, cada milésima de segundo puede ser decisiva. Y también cada movimiento.


El sistema antibloqueo de frenos ABS evita que las ruedas se bloqueen al frenar. Para ello, los sensores de revoluciones miden de forma permanente la velocidad de giro de cada una de las ruedas. Antes de que una rueda comience a bloquearse, la unidad electrónica de control disminuye la presión de frenado. Una vez eliminado el peligro de bloqueo, se aumenta de nuevo la presión de frenado. De ese modo, el sistema ayuda al conductor a conservar el mando sobre la van al frenar a fondo. Siempre que interviene el ABS, el conductor aprecia ligeras pulsaciones en el pedal de freno.

ASR. Máxima adherencia al firme.


Un servicio urgente, un arranque precipitado, una brusca aceleración sobre piso mojado o resbaladizo... El sistema de control de tracción (ASR) de la Vito impide que en tales situaciones las ruedas patinen o el vehículo derrape. La rueda o ruedas correspondientes son frenadas de inmediato y se reduce la potencia del motor. Con ello mejoran notablemente tanto la estabilidad como la tracción.


Servofreno de emergencia. Máxima fuerza de frenado.


Utilizando simuladores de conducción, nuestros investigadores han podido comprobar que la mayoría de los conductores pisan el freno con poca decisión en situaciones de emergencia. Para solucionar este problema han desarrollado el servofreno de emergencia, que detecta situaciones críticas analizando la rapidez con que el conductor acciona el freno y aumenta automáticamente la presión de frenado. Al mismo tiempo, el sistema antibloqueo de frenos ABS impide que se bloqueen las ruedas.



La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

Aquí está en buenas manos. La mejor protección para todos los ocupantes.


La nueva Vito le ofrece la seguridad que usted espera: en caso de accidente, los modernos cinturones de seguridad y los airbags brindan a los ocupantes el mayor nivel de protección posible.


Airbags de gran tamaño de serie.


Todos los modelos se suministran con airbag de gran tamaño para el conductor. En la Confort se monta asimismo un airbag frontal de serie para el acompañante.



Cinturones de seguridad de 3 puntos de anclaje y pretensores.


En la nueva Vito se montan de serie cinturones de seguridad de 3 puntos de anclaje en todas las plazas. El conductor y el acompañante disponen además de pretensores que ciñen el cinturón de seguridad al cuerpo del ocupante en milésimas de segundo si se produce un accidente.


Avisador de cinturón no abrochado conductor y acompañante.


El avisador de cinturón no abrochado opcional para el asiento del conductor y del acompañante mejora la seguridad pasiva. Una señal óptica y acústica advierten a los ocupantes de las plazas delanteras si no se han colocado el cinturón al ponerse en marcha el vehículo.


En la nueva Vito se montan de serie cinturones de seguridad de 3 puntos de anclaje en todas las plazas. El conductor y el acompañante disponen además de pretensores que ciñen el cinturón de seguridad al cuerpo del ocupante en milésimas de segundo si se produce un accidente.


La figura superior muestra solamente una ilustración de distintos airbags activados en su estado de despliegue máximo.
La fotografía que aquí aparece es usada como referencia y puede ser modificada sin previo aviso.

La seguridad como principio constructivo.


La carrocería de seguridad de la nueva Vito se basa en una estructura portante capaz de soportar esfuerzos extremos y un habitáculo de alta resistencia. La resistencia y solidez de ambos elementos se han optimizado durante su diseño para garantizar una excelente protección de los ocupantes y otros implicados en el accidente.


Optimización sistemática para distintos tipos de colisiones.

La sección delantera de la carrocería se compone de dos cajas de deformación soldadas a los extremos de los largueros. En caso de colisión, estas estructuras absorben una buena parte de la energía del impacto. La optimización sistemática de la carrocería para distintos tipos de choque (como colisiones laterales o traseras) es una clara muestra del elevado nivel de seguridad de la Vito.


La seguridad como principio constructivo.

Un aumento importante de la seguridad.

La luz de freno adaptativa mejora la seguridad activa, pues aumenta la eficacia de la señalización al frenar en situaciones de emergencia.


Para ello, al frenar a fondo parpadean las tres luces de freno en la zaga del vehículo. Con ello se advierte mejor a los demás conductores y se acorta su tiempo de reacción. Si el vehículo frena hasta la detención, se conectan automáticamente los intermitentes de advertencia.


La seguridad como principio constructivo.